Re
Residencial

Villa Larus

2016

Residencial, 2016, vivienda unifamiliar, espacio fluido, sostenibilidad

Aplicamos nuestra metodología de doble iteración, para poder desarrollar una vivienda sostenible, eficiente, innovadora y única.

1ª iteración: trabajamos con tipologías, formas y transformaciones elementales de la arquitectura

2ª iteración: aplicamos herramientas y procesos de arquitectura avanzada para optimizar y conectar con el entorno.

 

En este caso en concreto la parcela se sitúa en una colina en Javea (Alicante) con vistas al cabo de San Antonio. La ubicación y el entorno son determinantes para el desarrollo y aplicación de nuestra metodología.

1ª iteración: combinación y superposición de tipología T y en L, y generación patio ingles en la parte posterior.

2ª iteración: deformación topológica: extensión y deformación de la L, para generar espacios exteriores cubiertos, terrazas y porches

La obtención de las mejores visuales de las que disfruta la parcela, comprometen levemente las orientaciones energéticamente eficientes, cosa que se compensa con otra serie de actuaciones:

Diseño pasivo: se introduce un patio en la parte trasera con vegetación y una lamina de agua con una doble función. Por un lado permite la ventilación cruzada, que junto con el lucernario practicable hace que el aire caliente escape por la parte superior, renovando el aire de una manera totalmente pasiva. Por otro, el aire al desplazarse por la lamina de agua y la vegetación, pierde temperatura mediante enfriamiento evaporativo. Además, en invierno, el patio está diseñado para permitir que el sol caliente el interior de la vivienda, acabada con materiales pétreos de gran inercia térmica, que acumulan el calor y lo van cediendo poco a poco.

Sistemas energéticos: El consumo eléctrico se ataca de 3 maneras; maximizando la iluminación natural, utilizando luminarias de gran eficiencia y colocando paneles solares en cubierta para satisfacer gran parte de la demanda. Por otro lado, se intenta reducir la demanda de climatización con carpinterías de aluminio con rotura de puente térmico y vidrio doble, mientras que se satisface esa demanda mediante un sistema de climatización con bomba de calor geotérmica apoyada en 2 sondas enterradas 115 metros, obteniendo un Cop cercano al 6. Todo esto se complementa con un sistema de recuperación de pluviales que alimentan a las cisternas y al riego.

Se obtiene  como resultado una vivienda de espacio continuo, fluido y abierto, volcada hacia las vistas del cabo San Antonio, con multitud de espacios comunes exteriores, terrazas y de gran eficiencia energética.